FINAL COPA DEL REY 2016

iniestecopa1.jpg

PREVIA                         CRÓNICA

No hay un torneo como la Copa en España. Siempre infravalorado por el que se queda en el camino, siempre dispuesto a ofrecer la batalla imposible entre fútbol de distintos mundos. Esta vez llegaron a Madrid dos de los máximos exponentes de la generación gloriosa del fútbol español a un Calderón que disfrutó como se esperaba de Barça y Sevilla. Final agónica, con polémica, goles e Iniesta (que va por libre en su afán de sorprender). La política de imposición, putrafacta bestia insaciable, acaparó la tinta de aficionados temporales que, incapaces de entender la maravillosa magia de esta competición, creen conveniente aportar vómitos personalizados a la fiesta. Pero aquí los únicos dos bandos están sobre el césped, y acaban dándose la mano sea cual sea el resultado. Porque la Copa es un tesoro único, y en Madrid el que ganó por goleada fue el fútbol.

Anuncios
Esta entrada fue publicada en El legado de Olimpia y etiquetada , , , , . Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s